Polirroz, una alternativa de construcción eco amigable


13 de septiembre del 2013

Si hay un proyecto que se ajusta a las famosas tres “B” de buena, bonita y barata, ése es el proyecto “Alternativas constructivas Polirroz”, una iniciativa de Bryan Torrez, Camila Calderón, Georgina Salgera, Analís González y Alejandro Castillo, cinco estudiantes de la carrera de Ingeniería Civil, de la Universidad Centroamericana (UCA).

En los últimos años, los diversos materiales de la construcción se han venido encareciendo, lo que hace que la adquisición de viviendas para los y las nicaragüenses sea más difícil

Conscientes de esa realidad poco favorable para el desarrollo humano, estos chavalos de la UCA se han puesto las pilas y han promovido una iniciativa que consiste en la fabricación de bloques y lozas a base de cascarilla de arroz y perlitas de poliestireno expandido (material parecido al poroplas).

Por eso se dice que el proyecto “Polirroz” es bueno, porque es amigable con el medioambiente; bonito, porque es una idea realmente original y barato, porque los materiales empleados disminuyen los costos de construcción, debido a la abundancia de los mismos en el país.

Según sus creadores, entre las bondades de esta alternativa de construcción destaca que debido a las características de sus materiales se reduce el peso en la estructura habitacional y presenta un mejor comportamiento ante eventos sísmicos, haciendo que los habitantes corran menos peligro. Por otro lado,la cascarilla de arroz y las perlitas de poliestireno sirven como aislante acústico, lo que permite una mayor privacidad entre una vivienda y otra.

Camila Calderón señala que el proyecto Polirroz es totalmente sustentable, ya que los costos de los materiales son mínimos y con ello, “se pretende disminuir el uso de los materiales de construcción como la arena y contribuir a que las familias nicaragüenses se vean aliviadas por el hecho de poder adquirir este material de bajo costo y amigable con el medio ambiente”.

Esta alternativa innovadora es un esfuerzo no sólo de los estudiantes de Ingeniería civil, sino de un cuerpo docente respaldado por la Universidad Centroamericana, que desde las aulas de clases se interesan por buscar soluciones prácticas a las problemáticas de la población nicaragüense. Bien por ustedes chicas y chicos. Aplaudimos este gran esfuerzo